Primeros días con mi marca personal

inicios marca personal

Sigo con la rana porque me viene que ni pintada ya que el conocer gente es lo que más destaco en estos primeros días con mi marca personal.

Recopilando información

El otro día vi una ponencia de Enrique Dans en la que recomendaba aunar todo en tu propio blog para así tenerlo siempre visible y no perderlo. Pese a que es algo que ya hice con algunos trabajos que he hecho (que ya he grabado y he subido a Youtube y que podéis ver en mi portfolio) creo que sería interesante ir mostrando mis avances en estos diez días para recordarlos en un futuro y compartirlo con todos. Pienso que también puede servir como ejemplo para quién se anime a crear también su marca personal.

Empezaré diciendo que compré el dominio “enriquefbrull.com” en el año 2011 para poder añadirlo a mi demo reel 3d. Monté un blog que no he vuelto a tocar y hasta ahora siempre ha estado así:

enriquefbrull-web-2011

No negaré que muchas veces he pensado si seguir renovando o no el dominio, ya que no lo utilizaba. Por suerte lo he conservado y no inactivo; como he comentado tenía un blog en Blogger.
Esto me ha servido para que al menos el dominio tenga antigüedad (más por el hecho de que estuviera activo que por los años comprado). Así que un punto a favor del SEO de los muchos que tiene (algo es algo). Ahora estáis navegando encima de los restos de ese blog, que descanse en paz.

Estadísticas de los primeros 10 días

El 1 de septiembre di por inaugurada la web (después de prepararlo todo durante casi un mes) con la entrada que ya conocéis: “Mi marca personal me dará un buen empleo” y el vídeo “10 razones para contratarme“. La entrada tuvo una gran acogida, podéis ver en el mismo post las veces que se ha compartido en las redes sociales. El día 1 terminó la web con 38 visitas y el día siguiente “2 de septiembre” con 91 visitas. Muy buenos datos teniendo en cuenta que esto acaba de empezar y que solo había una entrada. En cuanto a las visitas la mayoría están llegando desde redes sociales, ya que Google todavía “no ha empezado a quererme” (aunque aún así alguna ha entrado).

En redes sociales (maldita la guerra que me dio adaptar el diseño de alguna cabecera) la cosa también va bastante bien, en este momento 59 seguidores de Facebook, 73 en Twitter , 22 en Google+ y bastantes visualizaciones de mi perfil en Linkedin (marca un aumento del 270% del 31 de agosto al 6 de septiembre). En Youtube sigo sin suscriptores de momento, pero si que hay visualizaciones de vídeo, sobre todo en el que he comentado antes.

Socializando con otras ranas

Durante estos días he conocido a bastantes personas muy amables con las que he conectado y con las que espero seguir hablando (perdonadme si no nombro a todos, si me pongo a nombrar a todos se me va el post y encima esto parecerá una granja de enlaces): Jose Daniel Marín, Rafa Bordes, Ana Magro, David Arenzana, Raul Miruri

Tampoco me puedo olvidar de Víctor Campuzano (que me llamo spammer de forma amistosa antes de saber de dónde venia :P) ni de Hugo Gomez (más conocido como una criatura verde de tres ojos) del que sigo su blog “La Criatura Creativa” desde hace eones.

También me atreví con dos de los grandes del mundillo en España: Carlos Bravo de Marketing Guerrilla y Alex Navarro de Vivir de la Red), ahí tenéis vuestro enlace dofollow pillines, que ya se lo que os gustan (sobre todo a Alex), os los he puesto con anchor variado para que no os quejéis; el de Quondos en un tiempo para que no me olvidéis tan fácilmente.

twitter carlos bravo alex navarro Nombrar a toda este gente no es por peloteo, trabajar una marca personal no consiste solo en hablar de uno mismo. Y para que algún día puedan reconocer tu trabajo tienes que haber reconocido el de muchos que llevan siglos antes que tu. Y aquí estamos para compartir, no para competir.

Para acabar, hago un balance positivo de estos días. Cómo le decía a Ana Magro, aún tengo el tema de contenidos un poco en pañales. Pero poco a poco. Me gustaría concienciar y animar a la gente desempleada a que trabaje su marca personal para por lo menos tener más oportunidades. En definitiva, con calma, sin desesperaciones y sin rendirse. Ya que la marca personal no es un sprint, es una carrera de fondo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *